El tiempo pasa… 15 señales inequívocas

3

SSLM. El otro día, mirándome al espejo, sucedió. No digo que no lo esperase, porque una tiene ya unos años y oiga, en algún momento tenía que suceder lo inevitable. Pero reconozco que tras años de observar detenidamente mi universo capilar y no descubrir ninguna, no esperaba para nada detectarla en ese momento: allí, en mi cabeza, a la vista de todos, reluciente, brillante y lozana, me saludaba triunfal mi primera cana.

Eso me hizo pensar. En primer lugar, pensé que me voy a teñir el pelo ya. En segundo lugar pensé que me lo voy a teñir dos veces, por si acaso. Y en tercer lugar pensé que tiene tela, pero que llevo unos añitos detectando esas señales inequívocas de que me hago mayor el tiempo pasa para todos… y también para mí. Esas cosas que pensaba “yo, jamás” y que aquí están.

Así que he decidido hacer una lista con ellas y publicarla, que ya se sabe: los males, compartidos, son menos males…

15 señales inequívocas de que te haces mayor el tiempo pasa 

1. Dices frases como “en mis tiempos” o “cuando yo era joven” o “yo, cuando tenía tu edad…”.

2. Te paseas por H&M descartando camisetas porque “son muy malas de planchar” mientras tu hermana pequeña te mira y pone cara de “¿acabas de decir en serio que son malas de planchar?”.

3. Te paseas por H&M descartando vestidos negros estilo friday night porque “no le voy a dar uso“ mientras tu hermana te mira y pone cara de “¿acabas de decir en serio que no le vas a dar uso? ¡Dar uso!”, y es que existe una mínima pero determinante diferencia generacional entre las personas que dicen “usar” y las que dicen “dar uso”.

reloj

4. Vas a la pelu y le dices a la chica “hazme un corte cómodo”. Bueno, yo esto no lo hago, me resulta demasiado abuelero. Pero todo llegará.

5. Te sabes de memoria el número del podólogo.

6. La noche que sales, después de haberlas pasado canutas para elegir qué ponerte (eso te pasa por descartar vestidos negros estilo friday night en H&M) suena P’aquí p’allá en un bar y te pones a saltar mientras gritas emocionada “¡¡¡Cuando yo era estudiante este era mi himno!!!“.

7. Al menos mi “yo” adolescente empezó a beberla porque era barata y me cogía un puntillo muy gracioso, pero de repente, un día, descubres que no… que desde hace años pides cerveza porque te gusta. Te gusta mucho. Y dices cosas como “Una sin alcohol, que tengo que conducir”.

8. Te retiras una noche de sábado, de esas que prometen, porque “mañana salimos de viaje y tenemos que estar descansados”. Reconozco que yo esto tampoco lo he hecho, soy muy suicida y en cuanto engancho una noche de fiesta me cuesta la vida apearme, pero tengo amigos y conocidos que, como tengan que viajar al día siguiente, a las 9 de la noche un yogur y para la cama.

9. La radio se merece varios apartados… pero trataré de ser breve. Todo empieza cuando un día le dices a alguien: “eso es verdad, que lo he escuchado en la radio”. Luego te descubres hablando con el hombre del tiempo de la Ser: “dime que va a hacer buen tiempo el finde, Florenci, por favor…”. Luego, discutes con alguien que ha hecho declaraciones a RNE como si lo tuvieras sentado en el asiento del copiloto: “Me c*** en tu m****, Marianico, que nos tienes por tontos a todos los ciudadanos!???”. Y la última fase, la peor, llega cuando hablas contigo misma a raíz de algo que acaban de decir en la radio: “¿Que ha subido la gasolina? Coño, ¡pues yo acabo de llenar el depósito y no me he dado cuenta! Anda que… a ver si me fijo más en esas cosas, que luego gasto lo que gasto y no está la vida como para despilfarrar”.

10. Dices la frase “no está la vida como para despilfarrar”.

11. Dedicas los domingos por la mañana a lavar el coche.

12. Das la vida por ir a un concierto de Bon Jovi y cuando lo ves en el escenario con su sombrero de vaquero, su chaleco de flecos, su melena con reflejos, su piel al punto de bronceado y sus dientes ultrablancos no ves a un hortera de coj*nes, sino que sigues viendo al que ha sido, es y será el tío más bueno del mundo.

13. Un día te descubres llegando a casa a las 9 de la noche, descalzándote y poniendo los pies en alto mientras dices “no me he sentado en todo el día”.

14. Ves a las Monster High y a Justin Bieber y piensas, o lo que es peor, dices: “no me explico cómo puede gustarles eso a las niñas de hoy”. Debe de ser que es mucho más normal lo tuyo, o lo mío, esto es: ser la fan número 1 de un erizo rosa de dos metros, de una pobre niña de los Alpes a la que la vida no le da más que palos o, más tarde, de 5 horteras norteamericanos en plena edad del pavo.

15. Esta la dejo para el final, pero no por ello es menos certera o reveladora como señal deenvejecimiento madurez que el tiempo pasa. La primera vez que te ocurre puedes tomártelo a broma, incluso reírte cuando tus hermanos o amigos lo presencian y te sueltan la inevitable coña (“abueeelaaa!!!”), pero lo cierto es que cada vez que llaman al timbre o suena el teléfono en la tele y tú piensas que es en tu casa, te sale una nueva arruga o una colorida variz.

Casi me da miedo hacer esta pregunta, pero… ¿añadiríais alguna señal inequívoca más? ¡Contadme! Yo os dejo, que tengo vez en el podólogo 😉

3 Comentarios

  1. Verónica

    Ay, Blan! Antes el finde era para salir…para mo parar desde el jueves noche. Ahora deseo que llegue para “no hacer nada” (aunque se ha vuelto imposible desde que tengo una hija)…lo peor, sería mi sueño!!! Un beso!

    Responder
    • Kaley

      I could not be happier with how these photos turned out! I’m in love. I love that you capture their peternalioiss! I too LOVE the bottom picture because its just them. Thank you for the compliments and being the best photographer! Love and appreciate you and your talent!!!

      Responder
    • kredit für 3000 euro

      Its sad to hear that Siddharth, such software problems can be solved by reporting the problem to Micromax. Once you do this, they will update the software and you can update your phone software.

      Responder

¡Gracias por comentar!